La importancia de la detección de descargas parciales en motores eléctricos

La medición de la actividad de descargas parciales que se produce en un motor eléctrico puede proporcionar información sobre el estado y la salud de su aislamiento eléctrico de los devanados.

Una descarga parcial (DP) se define como una micro-descarga de corta duración, localizada dentro de los devanados, que solo cubre parcialmente el aislamiento entre varios conductores, o entre los conductores y la pared de tierra. Puede ocurrir en muchos componentes del sistema eléctrico, además de los motores, como capacitores, cables, interruptores, transformadores y generadores. La DP es el resultado de un daño que puede ocurrir en la superficie o dentro de las vacuolas (burbujas) llenas de aire en el aislamiento, causando la ionización del gas en y alrededor del aislamiento.

Los contribuyentes a la DP incluyen el estrés eléctrico provocado por la tensión de operación del motor, tanto en máquinas de media y alta tensión, y por fenómenos indeseados tales como los peaks de tensión, causados ​​por la apertura y el cierre de los contactores durante el inicio y el apagado. Además, por los transitorios de tensión causados ​​por las frecuencias de conmutación de las unidades de frecuencia variable (variadores), en combinación con aislantes deficientes, impregnación de aislamiento inadecuada y contaminación. Ver fotografía que muestra el daño de un motor de media tensión por efecto de los peaks de tensión, que a su vez activaron las DPs.

La DP que se produce en el estator de un motor eléctrico puede dañar el aislamiento del devanado y contribuir a acelerar significativamente el envejecimiento del aislamiento, que puede verse agravado por una serie de otras condiciones, como los caminos de carbón, el efecto corona y la producción de gas ozono (O3).